domingo, 4 de diciembre de 2016

Día de la Constitución de 1978

Esta información debería aparecer en la página web del Instituto, pero lo incluimos aquí porque propone algunas actividades de comprensión lectora. 

En este enlace de la Junta de Andalucía pueden encontrar materiales para usar en la pizarra digital y otros recursos :

Recursos de la plataforma Colabora

Este segundo enlace está editado por la Junta de Castilla León. Puede estar indicado para alumnos del primer ciclo de la ESO.


Este enlace tiene actividades multidisciplinares:

Este último enlace también contiene actividades sobre la Constitución para diferentes áreas y materias y para el primer ciclo de la ESO. 



miércoles, 23 de noviembre de 2016

Feria del libro nuevo


Feria del libro nuevo.

 FERIA DEL LIBRO NUEVO DEL 7 AL 11 DE NOVIEMBRE DE 2016


Un año más se ha llevado a cabo la Feria del Libro Nuevo  en nuestra Biblioteca. En esta ocasión ha sido la librería Dumas de nuestra localidad la que la ha organizado. Todos los alumnos han podido visitarla durante los recreos y han bajado además treinta minutos con sus respectivos profesores, respetando el horario de visitas estipulado para ello. En el Nocturno, se abrió durante  una  hora el  miércoles 9.
El balance ha sido muy positivo, la acogida por parte de toda la comunidad educativa ha sido formidable. El 20% de descuento ha resultado muy atractivo y ha sido aprovechado ampliamente.
Agradecemos la participación y contribución de todos para el éxito de esta actividad.
     Los seis títulos más vendidos han sido:
        1.Relatos de lo inesperado. Roald Dahl.
        2.Harry Potter y el legado maldito. J.K. Rowling
        3.Diario de Greg.
        4.Todas mis heridas
        5.Todo esto te daré

        6.El arte de no amargarse la vida.

jueves, 17 de noviembre de 2016

Cristina Fernández Cubas, Premio Nacional de Narrativa

Cristina Fernández Cubas logra el premio Nacional de Narrativa por «La habitación de Nona»

El jurado del galardón, dotado con 20.000 euros, ha destacado «la madurez de una obra que representa la excelencia del relato breve»


La escritora Cristina Fernández Cubas (Arenys de Mar, Barcelona, 1945) ha logrado el premio Nacional de Literatura en la modalidad de Narrativa con la obra «La habitación de Nona» (Tusquets). El jurado del galardón, dotado con 20.000 euros y concedido por el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, ha destacado «la madurez de una obra que representa la excelencia del relato breve». Según el veredicto, Fernández Cubas «mezcla con maestría lo cotidiano y lo fantástico, alcanzando la esencia y la vitalidad propias de lo mejor de este género literario».

Cristina Fernández Cubas estudió en Barcelona Derecho y Periodismo, profesión que ejercería posteriormente. Es autora de los libros de relatos: «Mi hermana Elba» (1980), «Los altillos de Brumal» (1983), «El ángulo del horror» (1990), «Con Agatha en Estambul» (1994) y «Parientes pobres del diablo» (2006, Premio Setenil al Mejor Libro de Relatos Publicado en España). La recopilación «Todos los cuentos» (2008) recibió el premio Ciutat de Barcelona de Literatura en Lengua Castellana, el premio Salambó de Narrativa en castellano y el premio Cálamo Libro del año.
Fuente: 



martes, 15 de noviembre de 2016

Novedades en la Biblioteca Pérez de Guzmán

                                      NOVEDADES DE NUESTRA BIBLIOTECA
                   
                                 LIBROS
                                         
                        TÍTULO
              AUTOR
     Boy, relatos de la infancia
            Roald Dahl
     A tres metros sobre el cielo
         Federico Moccia
         Buenos días, princesa
            Blue Jeans
            Alas de fuego
           Laura Gallego
         El guardián invisible
          Dolores Redondo
          El amante japonés 
           Isabel Allende 
            Bob Dylan
   Jordi Sierra i Fabra/Jordi Bianciotto






                                                                  PELÍCULAS


                        TÍTULO
              DIRECTOR
         La llave de Sarah
        Gilles Paquet-Brennet
           El libro negro
            Paul Verhoeven
        Efectos personales
            David Hollander
          El archivo corso
          Alain Berbérian




Carmen Bocanegra Valle

miércoles, 19 de octubre de 2016

Bob Dylan. Premio Nobel de Literatura 2016

Bob Dylan, Premio Nobel de Literatura 2016

Se trata de la primera vez en la que un músico logra el Nobel de Literatura.
La prestigiosa Academia Sueca ha otorgado el Premio Nobel de Literatura de este año al músico, cantante y poeta Bob Dylan “por haber creado una nueva expresión poética dentro de la gran tradición americana de la canción”, según ha expuesto la secretaria permanente de la Academia Sueca, Sara Daniues.


Música con nocturnidad y alevosía
Dylan, de 75 años, que representa el primer músico que consigue ser galardonado con el Nobel de Literatura en toda su historia, recibirá 8 millones de coronas suecas, unos 832.000 euros.
 
Entre los autores que más habían sonado como posibles ganadores del Nobel de Literatura, se encontraban el escritor superventas japonés Haruki Murakami, autor de obras como “Tokio Blues” o “1Q84”; el poeta Ali Ahmad Said Esber, el keniano Ngugi Wa Thiong, el escritor estadounidense Philip Roth “Pastoral americana”, el dramaturgo sueco Jon Fosse o el español Javier Marías (“Corazón tan blanco”).

Fuente: Muy interesante

Para leer un punto de vista interesante y oír algunas de sus canciones, podéis hacerlo en este enlace:


Letra de la canción Blowing in the wind, de Bob Dylan, en inglés (english lyrics)

How many roads must a man walk down
Before you call him a man
How many seas must a white dove sail
Before she sleeps in the sand
How many times must the cannonballs fly
Before they are forever banned
The answer, my friend, is blowing in the wind
The answer is blowing in the wind
How many years can a mountain exist
Before it is washed to the sea
How many years can some people exist
Before they're allowed to be free
How many times can a man turn his head
And pretend that he just doesn't see
The answer, my friend, is blowing in the wind
The answer is blowing in the wind
How many times must a man look up
Before he can see the sky
How many ears must one man have
Before he can hear people cry
How many deaths will it take 
Till he knows
That too many people have died
The answer, my friend, is blowing in the wind
The answer is blowing in the wind
Bob Dylan - Blowing in the wind

Letra en español de la canción de Bob Dylan, Blowing in the wind (letra traducida)

Cuántos caminos debe recorrer un hombre,
antes de que le llames "hombre"
Cuántos mares debe surcar una blanca paloma,
antes de dormir en la arena.
Cuántas veces deben volar las balas de cañón,
antes de ser prohibidas para siempre.
La respuesta, amigo mío, está flotando (silbando) en el viento,
la respuesta está flotando en el viento.
Cuántos años puede existir una montaña,
antes de que sea lavada (arrasada) por el mar.
Cuántos años pueden vivir algunos,
antes de que se les permita ser libres.
Cuántas veces puede un hombre girar la cabeza,
y fingir que simplemente no lo ha visto.
La respuesta, amigo mío, está flotando en el viento.
La respuesta está flotando en el viento.
Cuántas veces debe un hombre levantar la vista,
antes de poder ver el cielo.
Cuántas orejas debe tener un hombre,
antes de poder oír a la gente llorar.
Cuántas muertes serán necesarias, 
antes de que él se de cuenta,
de que ha muerto demasiada gente.
La respuesta, amigo mío, está flotando en el viento.
La respuesta está flotando en el viento.
Bob Dylan - Blowing in the wind - Flotando en el viento

Diez letras de canciones de Bob Dylan para un Nobel:


Rescatamos aquí diez de sus grandes canciones, explicando el sentido de sus textos y escogiendo detalles de la letra. Puede que no sean las mejores o que su traducción no sea perfecta, algo bastante complicado, pero bien pueden ayudar a entender el fallo de este polémico premio.

1. ‘A hard rain’s a-Gonna fall’ (“The freewheelin’ Bob Dylan”, 1963)

Siempre se ha asociado esta canción con la crisis de los misiles de finales de 1962, cuando la Unión Soviética decidió desafiar a los Estados Unidos cerca de sus costas reforzando Cuba con cabezas nucleares. La máxima tensión llegó en la última semana de octubre de ese año, aunque Dylan ya había interpretado este tema el mes anterior en directo. En 1963 aclaró que no hablaba directamente de una lluvia atómica, sino de una lluvia fuerte. Sea como sea, se puede interpretar como una especie de himno de despedida ante el fin del mundo.
Vi lobos salvajes
alrededor de un recién nacido,
vi una autopista de diamantes
que nadie usaba,
vi una rama negra
goteando sangre todavía fresca,
vi una habitación llena de hombres
cuyos martillos sangraban,
vi una blanca escalera
cubierta de agua,
vi diez mil oradores
de lenguas rotas,
vi pistolas y espadas
en manos de niños,
y es dura, es dura,
es dura, y es muy dura,
es muy dura la lluvia que va a caer.

Para leer el artículo completo con las canciones y las letras traducidas al español, ir a este enlace:


lunes, 5 de septiembre de 2016

Roald Dahl










El 13 de septiembre el autor de obras tan célebres de la literatura infantil y juvenil como 'Matilda' habría cumplido cien años. A los tres años, Roald Dahl perdió a su padre y su hermana; también sufrió después la muerte de su hija mayor. Algunas de sus obras han sido adaptadas al cine con éxito. La última: 'El gigante bonachón' (Steven Spielberg).

Ver más: http://www.20minutos.es/noticia/2797829/0/roald-dahl-centenario/





jueves, 1 de septiembre de 2016

Las Hermanas Brontë y los blogs

Brönteblog: http://bronteblog.blogspot.com/




'Brontëana' is a weblog devoted to the studies of the Brontë sisters, their family, works, lives, and times; discussing everything from their novels, to modern day criticism and adaptations.

http://kleurrijkbrontesisters.blogspot.com.es/2011/08/it-was-clare-baldings-love-of-charlotte.html






Películas basadas en Jane Eyre.

Películas basadas en la obra de Charlotte Brontë, Jane Eyre

Está página, Club de Mrs Darcy es auténtica...

http://clubmrsdarcy.blogspot.com.es/2011/06/adaptaciones-cinematograficas-de-jane.html


http://www.alohacriticon.com/literatura/adaptaciones-cinematograficas/charlotte-bronte-cine/


164 años y en plena forma

Entre 1910 y 1996 se han estrenado quince versiones cinematográficas de 'Jane Eyre', de Charlotte Bronte.- Cary Fukunaga estrena otra adaptación, con una protagonista más dura en 2011. 

Leer más en:

Adaptación más fiel al libro

JANE EYRE  ( BBC – 2006)

Duración: 202 min / Director: Susanna White
Existen 3 versiones de la BBC como miniseries de varios episodios: 1973, 1983 y 2006. En general, las versiones de la BBC son de varias horas de duración, por lo que pueden representar de manera fiel la mayor parte de la historia original.
Me referiré a la última versión, la cual fue dividida en cuatro episodios y  la protagonizaron Ruth Wilson y Toby Stephens. Esta versión se destaca especialmente por su fidelidad a la historia original y por la química entre los actores principales. Resulta muy agradable ver esta adaptación más extendida.

Excelentes vestuarios y escenarios, destacando también el acompañamiento musical de gran parte de las escenas.
Leer más en:


El Bosco: Cinco siglos no bastan para descifrarlo. Artículo de José María Herrera en ABC

El Bosco: cinco siglos no bastan para descifrarlo

Infierno sin sentido

A pesar de sus temores, y sus temores tuvieron que ser grandes puesto que identificaba el buen gobierno con la intransigencia, el Bosco confirmaba su creencia en que el orden depende de la presencia divina y el caos, de su ausencia. Sin la gracia del Creador el paraíso deviene mundo y el mundo infierno.


II Centenario de Charlotte Brontë. Sus libros.

Ediciones de Jane Eyre

Editorial: Alba, colección Clásica Maior.  

Año de publicación: 1999 (primera edición).

Ver más en este enlace: http://www.book-eater.net/2013/10/ediciones-de-jane-eyre.html

miércoles, 31 de agosto de 2016

Welcome

La orilla de la poesía

La revista 'Litoral' cumple 90 años al socaire de los grandes nombres del verso.

Navegar la poesía al abordaje de la vanguardia. Con ese propósito Manuel Altolaguirre y Emilio Prados se enrolaron en la aventura de una revista como barco que cumple 90 años. La Imprenta Sur de Málaga fue su astillero. Entre vigas blancas y azules, cartas marinas, salvavidas, música de Falla y sus compadres de la Institución Libre de Enseñanza se emborracharon de versos junto con un aprendiz manco y tipos tan duros como Elzeviriano, Baskerville y Bodoni. El primer número zarpó en 1926 con un pez azul mediterráneo de Manuel Ángeles Ortiz, saltando la ola en la portada en la que poco después García Lorca enmarcó uno de sus primeros dibujos: un marinero con una rosa en el corazón y la palabra amor escrita en la gorra. Litoral, el nombre bautizado por Alberti, empezaba a ser la nave va del 27. Tiempo después su tercer director, Lorenzo Saval, creó el sello personal de tatuarlos encollage en cada número impreso.
Leer más en : 

«¡A Sangre y Fuego!»

Reproducimos el texto publicado por ABC por Luis Alberto de Cuenca con motivo del cincuenta aniversario del primer número de «El Capitán Trueno»

DETECTIVES DE LEYENDA

Bernie Gunther

El trágico y enigmático 'sabueso' alemán


¿No conocen a Bernie Gunther? Era un tipo con la misma edad de Philip Marlowe,el mismo aspecto de Philip Marlowe y el mismo carácter de Philip Marlowe. Como Philip Marlowe, comenzó en la policía y luego se convirtió en detective privado. Aquí acaban las similitudes. Si nos quedáramos con ellas, Gunther carecería de interés. Lo portentoso de este personaje consiste en su ambigüedad moral y su espíritu de supervivencia. Porque tras la República de Weimar llegaron el nazismo y la guerra y Gunther volvió a la policía, fue encuadrado en las SS, trabajó para Himmler, Goebbels y Heydrich, participó en los combates del horroroso frente oriental y, como muchos nazis, acabó huyendo a Suramérica. Bien, ya conocen a Bernie Gunther. ¿No les cae simpático? Entonces no le conocen todavía.
Gunther es un personaje trágico, ocupado en resolver crímenes concretos mientras a su alrededor se perpetra el crimen genérico más gigantesco de todos los tiempos. ¿Cómo sobrevivir a esa paradoja sin dosis masivas de ambigüedad, cinismo y alcohol? Conviene precisar que Bernie Gunther nunca fue nazi. Votó a los socialdemócratas mientras hubo elecciones y luego se las arregló como pudo.
Para leer más:



jueves, 5 de mayo de 2016

Caribou Island. David Vann



Después del formidable debut de David Vann con Sukkwan Island, el anuncio de una nueva novela titulada Caribou Island, igualmente ambientada en el áspero paisaje de Alaska, en la que de nuevo se contaba la lucha inclemente de un hombre en torpe y obcecada lucha contra sí mismo y contra la Naturaleza, producía cierta prevención ante la posibilidad de que Vann se hubiera enrocado en una especie de guarida literaria, un "más de lo mismo". Pues desechemos la prevención: el señor Vann ha demostrado con este nuevo libro que es un escritor de la cabeza a los pies.
En efecto: Gary es un hombre que ha conseguido frustrarse a lo largo de su vida y concibe la loca idea de irse a vivir a una isla en un lago con su mujer en una especie de regreso al origen para borrarlo todo y empezar de nuevo. En la novela anterior, el mismo asunto se cocía entre un padre y su hijo adolescente; esta vez el campo se abre: es un matrimonio el que se embarca en la absurda aventura, pero hay una serie de personajes que contemplan el dislate desde la orilla del lago, por así decirlo. Tienen dos adultos, Rhoda y Mark, que viven en una población cercana al lago sus propias vidas. Vann enfoca con igual atención a Rhoda que a su madre, estableciendo una soberbia relación entre las dos, uno de los grandes aciertos del libro, mientras Mark y su esposa dan cobijo a una segunda pareja, Carl y Monique, cerrando un conjunto de caracteres perfectamente eslabonados y medidos dentro de una intriga dramática que sobrecoge por su dureza, su desnudez y su penetración psicológica.

sábado, 23 de abril de 2016

PREMIO CERVANTES 2016





PREMIO CERVANTES

Fernando del Paso: “El amor en la literatura ha perdido la fuerza de otros siglos”

El mexicano, que este sábado recibe el Cervantes, da claves de su escritura, de los temas que subyacen en sus obras y de sus influencias.


Lee el discurso íntegro de Fernando del Paso en la ceremonia del Cervantes


Poema publicado en 2009
La rosa es una rosa es una rosa.
Tu boca es una rosa es una boca.
La rosa, roja y rosa, me provoca:
Se me antoja una boca temblorosa.

La roja, roja sangre rencorosa
de la rosa, que quema lo que toca,
de tu boca de rosa se desboca
y me moja la boca, ponzoñosa.

La pena, pena roja de mi vida,
de no vivir bebiendo ese lascivo
licor de boca rosa y llamarada,

rubor de rosa roja y encendida,
me ha dejado la boca al rojo vivo,
del rojo de una rosa descarnada.

De: Sonetos con lugares comunes

Por Fernando del Paso
Al enterarse de la muerte de Rulfo, el autor de Palinuro de México lamentó no haberle escrito nunca una carta. La literatura le permitió saldar esa deuda con quien consideraba uno de sus mejores amigos.

El 8 de enero de 1986, Fernando del Paso, que en ese entonces trabajaba en Radio Francia Internacional, se enteró de la muerte de Juan Rulfo. “Era cerca de la una de la mañana, la hora de recolectar los cables para elaborar el primer noticiero de la noche que debería transmitirse por onda corta a todo el continente latinoamericano. Yo era el periodista y locutor en turno de esa noche. Anuncié, si no al planeta entero, sí al mundo de habla hispana el fallecimiento del escritor mexicano Juan Rulfo.”

No se trataba solo de que hubiera muerto uno de los mayores escritores de la lengua y el autor de dos libros indispensables para la literatura mexicana. Para Del Paso había desaparecido alguien mucho más importante: “uno de mis mejores amigos. Un amigo al que tenía muchos años de no ver, porque yo vivía en Europa y él en México, y a quien nunca le escribí una carta”.

“Lo conocí –contó Del Paso en 2007, durante la aceptación del Premio Juan Rulfo– cuando el Centro Mexicano de Escritores me otorgó una de las becas que solía dar a escritores que hacíamos nuestros pininos en literatura.” Cada miércoles, después de las asesorías, Del Paso y Rulfo iban al café del sanatorio Dalinde, en la avenida de los Insurgentes. Ahí pasaban las horas platicando, fumando, tomando café. “Yo tuve el gran privilegio de que, para mí, Juan Rulfo no fue nunca el personaje tímido, y a veces hosco, que tenía fama de ser. Para mí, Juan fue siempre el amigo abierto, sencillo, cálido, que sabía hablar conmigo de todos los temas, de todas las novelas, de toda la literatura y de la vida entera.”

Aun cuando sabía que tanto él como Rulfo padecían “una especie de alergia a la correspondencia”, Del Paso lamentó no haber escrito esa carta a su amigo. Acaso impulsado por ese arrepentimiento, en los días siguientes, grabó un programa de radio que tituló “Carta a Juan Rulfo” –donde alternaba sus palabras con la voz de Rulfo, tomada de un disco de la serie Voz viva de México–. “En ese programa, yo le contaba todo lo que había pasado en todos esos años, le preguntaba cómo estaban su esposa Clara y sus hijos, y le pedía que me disculpara por mi largo silencio.”

Acaba de aparecer, bajo el sello de Tusquets, Amo y señor de mis palabras, un libro de artículos, discursos y otros textos sobre literatura, que incluye una “Carta a Juan Rulfo”, que reproducimos a continuación para celebrar el reciente Premio Cervantes concedido a Fernando del Paso. 

Carta a Juan Rulfo
¿A que no sabes con qué me salieron el otro día, Juan? Ni te imaginas. No sabes las cosas que dice la gente cuando no tiene nada que decir. Pues fíjate que andaba yo por París, porque te dije que venía a París, ¿no es cierto? Bueno, te lo estoy diciendo. Andaba yo por aquí. No te diré que muy quitado de la pena porque ahorita tengo varios problemas que no viene al caso contar, cuando de sopetón, así, de sopetón, me dicen que nos habías dejado: que te habías ido.

Mira, tengo que confesarte que cuando me lo dijeron estaba tan hundido en mis preocupaciones, como te decía, que casi no me di cuenta cabal de lo que me estaban contando. Y después, fíjate lo que son las cosas, esa misma noche, yo di la noticia por la radio. Yo, imagínate, Juan, diciéndoles a todos lo que yo mismo no había entendido. Porque lo que me dijeron no fue que se había ido el escritor Juan Rulfo, no; lo que me dijeron fue que se me había ido un amigo. Y yo no lo supe sino poco a poquito, poco a poquito y de repente también, sí, de repente, cuando escuché tu voz, cuando puse el disco de Voz viva de México de la Universidad donde leíste “Luvina” y “¡Diles que no me maten!”. Y esa voz me caló muy hondo. Porque esa voz, esa voz, yo la conozco muy bien.

Perdóname, Juan, perdóname si no te escribí nunca, pero como me habían dicho que tú jamás contestabas una carta, pues yo dije: Entonces para qué le escribo. Y ahora me arrepiento; me arrepiento, Juan. Ahora quisiera que tú hubieras tenido varias cartas mías aunque yo no tuviera ninguna tuya. En serio. Me arrepiento porque yo tuve la culpa. Yo fui el que me fui de México, ¿no? Y no te escribí. Me duele porque no se pueden pasar tantos años, creo que dieciséis desde que salí, sin escribirles a los amigos, ¿no es cierto? No es cuestión nada más de decir, como fray Luis, “como decíamos ayer”, porque no, no fue ayer, sino hace muchos años cuando nos reuníamos una y hasta dos veces por semana, ¿te acuerdas?, en el café del sanatorio Dalinde. Allí se nos iban las horas. ¡Qué las horas! Ahí nos pasábamos años y felices días platicando y fumando como chacuacos. Quien nos hubiera visto, a veces tan serios, habría pensado que nomás hablábamos de literatura. Y sí, claro, platicábamos de Knut Hamsun y de Faulkner y de Camus y de Melville, todo revuelto. De Conrad, de Thomas Wolfe, de André Gide. Nunca conocí a nadie que hubiera leído tantas novelas. ¿A qué horas las leías, Juan? Se me hace que a veces hacías trampa. Pero también te decía, ¿te acuerdas?, nos dedicábamos al chisme como dos comadres, ni más ni menos.

Y a veces, de pronto, tú te ponías a hacer literatura sin darte cuenta. Te ponías a contarme historias que yo no sabía si eran ciertas o eran puras invenciones, o si se iban volviendo ciertas cuando las estabas inventando. Me acuerdo muy bien, Juan, muy bien, como si te estuviera oyendo.